miércoles, 5 de octubre de 2011

La sanidad catalana, al borde del rescate mientras TV3 se lleva 1.900 millones

¡Ojo, no sólo TV3!

También está el cancer que supone la TV pública andaluza, la valenciana, etc. 

¿Porqué deben seguir abiertas?

Cataluña

Los médicos califican de «insostenible» la situación y piden a los políticos que se bajen el sueldoEl gasto en la televisión autonómica aumentó un 48% entre 2006 y 2009

Día 05/10/2011
Si bancos y entidades privadas han sido financiadas por el Gobierno en momentos de extrema dificultad, ¿por qué no se plantea un rescate para la sanidad catalana? Es la pregunta que lanzaron ayer los médicos de los ocho hospitales del Instituto Catalán de la Salud (ICS), principal proveedor público de servicios sanitarios, en una rueda de prensa conjunta en la que advirtieron del «impacto irreversible» de los recortes en la calidad asistencial. «La situación de la sanidad catalana es insostenible», indicaron los facultativos, quienes recordaron que los ajustes en salud han obligado a cerrar el 30% de las camas y el 40% de los quirófanos.
Los profesionales del ICS lanzaron un SOS al presidente de la Generalitat Artur Mas y le pidieron que él y otros altos cargos del Gobierno catalán «se bajen el sueldo» para evitar daños irreparables en la calidad asistencial. Lo hicieron el mismo día que el Gobierno catalán admitió que se han insuflado 1.900 millones de euros de subvención a la televisión autonómica (TV3) entre 2007 y 2009.

Listas «maquilladas»

En una rueda de prensa conjunta, un día después de que la Administración les obligara a elegir entre despedir a 1.500 empleados o reducir salarios para poder alcanzar los 77 millones de euros de ahorro previstos para 2011, los facultativos pusieron sobre la mesa las cifras que constatan el impacto del «tijeretazo» en la calidad asistencial y exigieron «un ejemplo de liderazgo» a los diputados catalanes y a los miembros del Ejecutivo, a los que invitaron a sacrificar sus elevados sueldos para que un área tan sensible no sufra afectaciones «irreversibles».  


Acusaron, asimismo, al consejero de Salud, Boi Ruiz, de maquillar los datos sobre las listas de espera facilitados el lunes— ya que no incluyen el impacto de los meses más drásticos de recortes (julio, agosto y septiembre) y de presentar los datos sin consensuarlos antes con el sector. Como datos significativos, los médicos recordaron que la reducción de quirófanos ha hecho que el Hospital Vall d'Hebron opere este año a 5.000 pacientes menos o que en el de Gerona un señor deba esperar 1.800 días para operarse de cataratas.
 

Amenaza de huelga
Los médicos se reservaron la opción de la huelga «si no hay un cambio de actitud en breve» por parte de la Administración. Es una opción que se ha aprobado en varios centros y que utilizaremos sin pensarlo.
Mientras la sanidad catalana sufre los peores recortes de su historia, el PP se quedó sólo ayer denunciando el coste de los medios públicos catalanes agrupados en la Corporació Catalana de Mitjans Audiovisuals (CCMA). Un total de 1.900 millones de euros desembolsó la Generalitat entre 2007 y 2009 —un aumento del 48%— para sacar a flote la Corporación que tiene a TV3 como buque insignia. 

 ¡Los portavoces de CiU, PSC, ERC e ICV justificaron sin fisuras el coste en aras al «servicio público en catalán»!


El PP reclamará hoy, en una propuesta de resolución, que la Corporación deje de recibir subvenciones públicos y sea autosuficiente en cinco años, aunque la portavoz popular en la comisión parlamentaria de la Sindicatura de Cuentas, María José García Cuevas reconoció que tienen pocas esperanzas de que el resto de los partidos secunden esta medida.

No hay comentarios:

Publicar un comentario